miércoles, 12 de noviembre de 2008

No aprendiendo de errores ajenos.

Cuando uno piensa en el momento álgido del Imperio Británico, piensa en cargas de caballeria, prodigios técnicos llevando al hombre (blanco, se entiende) donde jamas había estado. Bigotudos caballeros en salacot que te jodían bien jodido, pero siempre con educación y buenas maneras. Así daba gusto. Hombres superiores que tras pisar unos cuantos cuellos volvían a casa a retozar castamente con mujercitas muy leídas. Uno piensa, sobre todo, en esto...



...y rara vez piensa en esto otro.


El cuadro se llama Remnants of an Army y lo pintó Elizabeth Thompson, Lady Butler, famosa por ser la artista bélica mas mona de la era victoriana y por estar encandilada por el heroismo del soldado britanico. El soldado de este cuadro en concreto es William Brydom, oficial medico. Y la escena que retrata es su llegada a un fuerte británico en la India (bueno, en lo que hoy es Pakistan) tras ser el único superviviente de la Primera Guerra Anglo Afgana.

El unico superviviente de unos 16.000 que entraron en 1839 a enseñar buenos modales a los barbaros afganos. Algunas tribus fueron consideradas un peligro para los intereses britanicos en zonas cercanas y se juzgó pertinente mandar tropas, tomar la capital y poner en el trono a un tipo majete; dicho y hecho. El caso es que tomar Kabul debe de ser una de las hazañas militares más faciles posibles. Lo hicieron los ingleses (tres veces) lo hicieron los rusos y lo hicieron los americanos (perdon...la OTAN). A nadie le costo mucho... y a nadie le sirvio de mucho tampoco. Los afganos se pasan la vida tirándose de los pelos entre si, pero pocas cosas fomentan mas su unión que el que alguien desde Kabul les diga lo que tienen que hacer. Los ingleses lucharon tres guerras, y lo unico que dejaron para recordar su paso fue una prospera cultura agraria basada en el opio, que al fin y al cabo, es lo que les interesaba (lucharon guerras para tenerlo barato en Afganistan y otras para venderlo caro en China...).

Y ahora se mueren dos chavales españoles de un bombazo y los periodistas españoles se preguntan... ¿Qué hacemos allí? ¿Se puede ganar esa guerra? Que no está mal que se lo pregunten, pero que viene a ser una cuestion candente desde hace un tiempo largo en los medios de otros paises. Hace unas semanas un comite de generales de la OTAN estimaba que harian falta no menos de 400.000 efectivos para pacificar el pais. Eso es un soldado cada 82 habitantes, durante un plazo de tiempo indeterminado hasta lograr...¿el qué?

La democracia, supongo. O alguna entelequia que suene bien en el telediario. Porque Afganistan solo tiene dos cosas que la hacen "interesante": su produccion de opio (si la heroina se hiciese legal se elevaria de un plumazo la renta per capita de todo el pais) y su condicion de sitio en medio de todo. Porque no hay nada mas. Ni nada menos. Y ni mas blindaje ni mejores vehiculos van a cambiar eso.

7 comentarios:

Somófrates dijo...

Tengo tan mala leche que ni si quiera comentan en tus posts...

Gato dijo...

La cosa es que aquí nos hemos matao como nos ha dado la gana hasta llegar a la democracia -a la que no sabemos si teníamos que llegar... o no- y allí intervenimos para decirles por qué se tienen que matar y por qué no...

Y nos molesta que vayan a su bola.

E. Martin dijo...

Bueno, ya les gustaría a los milicos de ahora tener el grado de control que tenían los británicos en su época.

Lo diver es ver cómo los que, cuando Josemari mandó a las tropas, decían que esto era una intervención humanitaria sin mayor complicación gritan ahora que es una guerra inganable.

Y el drama es que esto, bien hecho y bien respaldado, podría haber sido la liberación de un país al que los talibanes estaban devolviendo a la edad media. Pero por otro lado no hay esfuerzo humantiario que valga cuando nuestros queridos aliados norteamericanos de alegre gatillo te vuelven en contra a la población civil.

lokkie dijo...

Que tiene Afganistan de interesante? Nada,como dices.Igual piedras.Pero si me quedo yo las piedras significa que no te las vas a quedar tu,chincha!

...Y asi con todo -_-U

Noa dijo...

Y de que hablaríamos los periodistas si no existieran Afganistanes varios?? Mira que pretender acabar con la miseria.. desalmados

Morghost dijo...

Quizas a finales de siglo (del XXI) hagan holofilmes en los que se muestre una imagen romántica e idelizada de la ocupación: oficiales de la OTAN bailan reggaeton con bellas señoritas durante sus permisos por Kabul :P

Luis dijo...

No sé...¿no se da el opio en otros lugares?